lunes, 3 de noviembre de 2008

FIn de semana en Lisboa

Este año más que vacaciones parece que tenemos una maratón. EL fin de semana hemos estado en Lisboa con Trini, Fernando y Carlos.

La verdad es que Lisboa nos ha decepcionado un poco. Esperabamos una gran capital que no hemos encontrado, pero en cualquier caso lo hemos pasado muy bien y nos hemos reido mucho.

Como siempre os dejo un video.

video

6 comentarios:

Félix dijo...

¿Qué más esperábais de Lisboa? Eso es lo malo de ir con prejuicios, que casi nunca se acierta. ¡Claro que Lisboa es una gran capital!. Lo que pasa es que es Portugal y eso marca. Es una gran ciudad en la que la decadencia se ve por todos sus rincones. Todas sus calles huelen a fado y aromas de ultramar; y sus cuestas están animadas por los fantasmas de una revolución que siempre está pendiente. Pero, pasear sus calles y avenidas, ver los contrastes en sus gentes, disfrutar de la calma de una ciudad decimonónica,... es algo que se disfruta desde el principio. Y siempre con un fado resonando de fondo en los oídos. Maravillosa Lisboa.
Cordialmente,
Félix

Lucía dijo...

Yo tampoco he conseguido convenceros de los encantos de una ciudad que me encandiló repetidas veces...y eso que las tres veces que fui era estudiante, y la forma de disfrutar era completamente distinta...Me encanta el aire viejo de los tranvías que suben al Barrio Alto, sus cuestas, los colores de sus ventanas, de sus puertas.. de los azulejos manuelinos, allá donde vayas, de la conversación de amabilísimos habitantes, del aire de los cafés del Chiado, y eso que yo lo vi quemado! y todavía a medio de reconstruir.. del Museo Gulbenkian..de sus jardines, de las terrazas de la plaza de Rossio,..de sus casas de comida...en época de estudiante,el bolsillo no alcanzaba para más..y aún así disfruté mucho se sus platos...en fin, no he ido con vosotros, y no puedo hacer que veáis con mis ojos..pero igual es que hay cosos que no se han visto... Aún así, qué razón tiene Félix, quizá ,a cualquier sitio, hay que ir sin prejuicios...cerrando los ojos, y dejándose llevar por los sentidos...

Marisol dijo...

No he estado en Lisboa, tendré que ir, algún día... para poder saber quién tiene razón...Bueno, en realidad, no se trata de eso, ya que cada uno percibe distintas cosas de los mismos sitios, y ya se sabe, en cuestión de gustos.... Lo que sí es cierto, es que uno no puede ir a ningún sitio con una idea ya hecha sin conocerlo... hay que esperar, a ver si te cautiva o no, y luego ya haces tu propio juicio....

sentimientos y locuras dijo...

Muchas gracias a todos.
Reconozco que es bonita. y que tiene cosas, costumbres, ambientes muy bonitos. Pero no me pellizca. Pero si queréis otro año que yo tenga vacaciones hacemos una quedada allí y hacéis que le coja el punto.

Anónimo dijo...

A mi Lisboa me encanta, cierto es que yo con sentarme en el coche y pillar carretera ya soy feliz, pero creo que más que por la ciudad en si es por lo que he vivido en ella (mucho mas que recuerdos borrosos fruto de mezclar fastum con vino verde). De todos modos, tendrás que reconocer que aunque no tenga el ambiente de una gran capital tiene un encanto especial del que carece Madrid, por ejemplo. En fin, el año que viene probaremos con Sintra, a ver si os van más los jardines y el aire de la sierra.
P.D. Franquiciemos la pastelería de Belen ya

Anónimo dijo...

Pienso como Felix y Lucia LISBOA TIENE MUCHO DIFERENTE a otras grandes capitales.
Cogiendo el tren te desplazas a Sintra, Cacais, Nazaret,cuidades y pueblos proximos, en los que encuentras todo el arte manuelino, sus azulejos, sus pescaitos y sus rincones con sabor a nostalgia de unos tiempos que para sus habitantes permanecen en el recuerdo y siguen gozando de ellos.
¿Que le pasa a Trini? ¿Está malita?
Besos la suegri