jueves, 12 de marzo de 2009

Ermita de la Virgen del Cueto.

Salamanca capital de la piedra dorada. Piedra arenisca que viste de gala toda la ciudad y la convierte en capital del plateresco dentro del renacimiento español.

No solo es famosa por sus piedras y su universidad, tambien por el Campo Charro. Dehesas abarrotadas de encinas que nos surten del Ibérico por excelencia y además nos permiten ver la crianza del toro bravo, rey indiscutible de la fiesta de las fiestas. Nuestra fiesta Nacional.

Nada mas salir de Salamanca por la carretera de Vecinos que nos une con la Sierra, nos encontramos con un camino que discretamente pone Ermita del Cueto.
Después de haberla visitado deberían de poner un Cartel enorme.
¡Que preciosidad!


Como digo, está en un alto de ahí el nombre de Cueto que según el Diccionario de la Real Academia de la Lengua significa "Sitio alto y defendido".
Desde allí podemos ver toda la charrería, toda la masa verde que componen miles de encinas que cobijan entre sus brazos la cabaña brava Salmantina.

La ermita tiene en su entrada una placita de toros preciosa, con una balconada baja que sirve como parte del tendido. El resto del tendido es de piedra como toda la plaza y burladeros.
Tiene un árbol en medio que Wences nos dijo que era un negrillo.
Wences es la persona que amablemente nos enseño su joya. Dicha Ermita se encuentra dentro de su finca "Canillas". Wences e
s mayordomo de la cofradía que sustenta y venera a la Virgen del Cueto.
Como digo la plaza no se puede definir aunque Ana lo haría de maravilla como nos viene acostumbrando en cu
adernos de Tauromaquia.
Yo me quedé embobado imaginando faenas de ensueño y estampas añejas taurinas.
Por dentro no se queda atrás. Es preciosa, a la Virgen se la puede admirar tras la verja que parte a la Ermita en dos. Wences nos dio la oportunidad de poder subir al Camarín de la virgen así como enseñarnos los diferentes mantos que tiene la Virgen. Tiene uno, que llamó mi atención. Muy torero y esta bordado por las hermanitas con bordados sacados de un capote de paseo del matador de toros Juan Mari Pérez Tabernero, además de ganadero.

En la placita de toros que hace de antesala de la Ermita además de capeas se organizaros festivales para honrar a la Virgen.
La fiesta y romería la realizan el día de Pentecostés. Los hermanos de la cofradía la sacan en procesión entre rezos y bailes típicos charros.

En 1994 la cofradía junto con Julio Robles organizo un Festival para dicha festividad.
En él iban a torear José María Manzanares, Julio Robles, Roberto Domínguez, Rui Bento, Rafi Camino y el Novillero José Ramón Martín, dicho festival se vio truncado por la lluvia que hizo que se suspendiera a mitad del mismo. Lo que no trunco fue el buen hacer de sus devotos.


Como digo una verdadera joya que sin duda seguiré visitando ya que me ha dejado entusiasmado.

Videomontaje de la Visita.
.
.

3 comentarios:

Marisol dijo...

¡vaya publicidad que les has hecho!!! da gusto oirte hablar con ese entusiasmo, lo dejas todo muy bien explicadito y por si acaso falta algo, aquí está el video...el remate de fiesta....

Anónimo dijo...

Todo bien, pero " deboto " se escribe con V ( " devoto " )

Susana G Morocho dijo...

Fantástico! Es todo sentimiento, los que somos cofrades y nos hemos criado en éstas tierras...respiramos pura devoción por la Ermita y por su imagen..Gracias, y en un día como hoy....Gracias a Wences..donde quiera que estés.. siempre te recordaremos al lado de Ntra. Señora como el gran cofrade y mayordomo que fuiste, Adiós Marqués....